houston

Una ciudad que rompió con todos mis prejuicios

Esto que inició como una aventura personal, se fue convirtiendo en lo que es hoy un nuevo pasaje de la Revista Mujer por el interesante mundo de Houston, Texas.

Sentada en uno de los tantos cafecitos que he visitado en esta ciudad, intento aterrizar en una hoja en blanco lo que ha significado para mí llegar a Houston, cómo es vivir ahí y lo que representa para nuestro equipo de la Revista Mujer abrirnos las puertas de esta gran ciudad.

Antes de conocerla tenía una percepción de Houston muy limitada: sólo sabía que era una ciudad muy tranquila. (En mi diccionario “ciudad tranquila” es sinónimo de “lugar aburrido”). Razón por la cual cuando me enteré de la posibilidad de venir a vivir aquí, la noticia no me cayó muy bien… estoy siendo sutil para no decir que en realidad ¡lloré como un bebé! Pero como era la decisión más sensata en el momento, mi esposo y yo tomamos la decisión de empacar maletas y emprender el viaje.

SONY DSC

Desde ese momento no me quedaba otra opción diferente a empezar a averiguar detalles sobre la ciudad y a hacerme a la idea, pues ese sería mi próximo hogar. Me sorprendió cuando todas las personas con quienes hablé coincidieron en cosas muy puntuales: que era un lugar donde se podía vivir muy bien, especialmente teniendo en cuenta su relación costo vs estilo de vida; que era un lugar muy familiar y deportista gracias a sus parques y a su clima poco extremo (especialmente en invierno); que era una ciudad muy diversa, donde podías encontrar con personas de todos los rincones del mundo y, como consecuencia, estaba llena de restaurantes de diferentes tipos de cocina: desde Tex-Mex y toda clase de comida suramericana, pasando por europea, del medio oriente y hasta deliciosas opciones de comida india y vietnamita.

Viniendo de una ciudad de cuatro millones de habitantes en mi país, Colombia, donde sentía que vivía en un lugar muy pequeño (dado que crecí en Bogotá, la capital, que tiene alrededor de diez), pasar a una de dos millones significaba claramente un reto. Pero aunque Estados Unidos es un país fundamentalmente rural, sus ciudades son dinámicas y entretenidas y en eso, mis queridos amigos, Houston no se queda atrás.

Desde que llegué, hace ya un año, empecé a ver que todas esas características que me habían dicho eran reales y para mi alegría, ¡muy disfrutables! Houston es la cuarta ciudad de Estados Unidos en población, después de Nueva York, Los Ángeles y Chicago, y por supuesto, la más grande del estado de Texas. Por lo tanto, como cualquier ciudad grande, es diversa. Pero Houston lo es más, dada la presencia de numerosas empresas de la industria del petróleo y del gas, que atraen expertos de múltiples naciones relacionadas con esas industrias. ¡Se dice que en ella se hablan más de 90 idiomas!

Miller_Outdoor_Theater_Houston

Tanta diversidad genera mucho movimiento, entonces la ciudad está llena de atracciones y eventos. Cuando se habla de shopping, ¡atención chicas! Houston ofrece variedad de opciones para todos los presupuestos. Desde pequeñas boutiques exclusivas en el área de Uptown, pasando por el gran centro comercial The Galleria que alberga importantes marcas y almacenes por departamento, hasta los outlets ubicados a las afueras de la ciudad.

Y cuando las tarjetas de crédito ya no dan abasto, el Museum District florece en la mitad de la ciudad como un edén para los amantes del arte, en el que uno se puede perder por horas entre museos y galerías. Sólo para mencionar algunos museos, está el imponente Museum of Fine Arts que ofrece entrada gratuita los jueves y cuenta con colecciones asombrosas. Mi favorito, The Menil Collection que es en sí mismo una obra de arte y es gratuito todos los días y a cuyo lado emerge la Rothko Chapel, una mezcla de paz, arte y espiritualidad en un solo lugar. Es un espacio encantador.

Entonces la buena noticia señoras y señores es que no hay forma de aburrirse en Houston. Y no hemos mencionado las más de 500 organizaciones culturales que ofrecen permanentemente espectáculos de todo tipo. Para mencionar sólo algunos para este verano: el musical Wicked estará de tour en la ciudad del 6 de julio al 14 de agosto, se vienen los AAU Junior Olympic Games del 27 de julio al 6 de agosto y habrá conciertos de Steven Tyler el 29 de julio, Gwen Stefani el 14 de agosto y Beyoncé el 22 de septiembre.

Así es que queridos amigos, la capital energética del mundo no nos decepciona. Además de tener el centro médico más grande del mundo, Houston está llena de momentos, espectáculos y planes. Recomiendo monitorear el calendario de la Sinfónica de Houston porque a veces ofrece funciones gratuitas y el escenario en sí mismo es hermoso. También, la programación del Miller Outdoor Theatre en el Herman Park, ya que su escenario permite asistir con boletería para la zona techada y con sillas, o sin ella en la parte de atrás, donde usualmente voy con una manta, quesos y aceitunas. El plan perfecto ¡arte y picnic!

Almuerzo en Bistro Menil

Y todavía no hemos hablado de dos de mis planes preferidos. Practicar yoga gratis los martes a las 6:30pm y sábados a las 9am en el parque Discovery Green en Downtown o recorrer el Buffalo Bayou (caño que atraviesa la ciudad) hasta llegar a Memorial Park donde concurren miles de deportistas cada día a correr, caminar, pasear a sus niños y perros, o a practicar deportes como ciclismo, golf, tenis, entre otros. En el verano es recomendable ir temprano para evitar el sol y el calor intensos del medio día.

La diversidad no sólo se ve en la calle, se siente en el corazón de la gente que la habita. Houston es el hogar de la tercera comunidad hispana más grande de Estados Unidos, razón por la cual estamos ansiosas de conocer quiénes son esas mujeres talentosas y emprendedoras, que están construyendo a diario sus historias en esta ciudad multicultural.

Es un honor para la Revista Mujer y para mí, abrirnos camino en esta gran ciudad. Este episodio apenas comienza pero ya sentimos una emoción enorme, pues hemos empezado a conocer personas extraordinarias que no sólo luchan por sacar adelante sus empresas y proyectos personales, sino que vibran por la ciudad y procuran hacer de ella un lugar cada vez más apetecido. Admiramos su labor y agradecemos su empeño de todo corazón, pues nos dan más razones para quedarnos y disfrutar de todo lo bueno que nos brinda esta maravillosa capital.

Por: Liliana Pérez Coymat

Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *