elenaa

Por: Lilia Davis
Fotos: Daniel Cavazos
Vestuario: Sloan Hall

Impactante y bella violinista de origen mexicano-vasco que conquista la música clásica.

Reconocida por la revista Symphony como un nuevo talento. Ganadora de premios innumerables y aclamada por su seguridad, destreza, técnica y fuego al tocar el violín, así como admirada por su belleza física en el escenario. Ha tocado como solista con numerosas agrupaciones tales como la orquesta Filarmónica de Londres, de Würzburg y de Hungría, así como en Estados Unidos y México. Fue designada como una de las Artistas Nuevas (2012-2014) de la Generación 3 de la Radio BBC de Inglaterra. Se expresa sobre su carrera musical, el cine, el yoga y su amor por la música.

Tuvimos el placer de escuchar su concierto en su primera visita a Austin, Texas, en el Auditorio principal del Long Center for the Performing Arts, recién llegada de su tour en Londres.

elena2LA VIOLINISTA DESCALZA

Elena entra al escenario sonriendo, acompañada por los aplausos del público, llevando un impactante vestido largo de lentejuelas plateado. Brillan pequeños destellos de luz con cada movimiento que hace, como una gran estrella. Lleva su cabello elegantemente recogido en la nuca que hace resaltar sus bellas facciones dramáticamente.

Todos esperamos en silencio. Pero una vez que coloca el violín en su hombro izquierdo, descansando su mejilla en el mismo y empieza a tocar sus cuerdas, es entonces cuando sus facciones se convierten en expresiones de emoción pura que oscilan entre alegría, tristeza, nostalgia y una ternura profunda. Su unísono te transporta a un momento tan mágico, que cerrando los ojos puedes seguir escuchando las notas de Beethoven en su sinfonía D menor, dirigidas al compás del conductor. Elena demuestra su gran seguridad, destreza técnica y luminosidad al tocar.

De repente, a la mitad del concierto, Elena se inclina para quitarse sus zapatos de tacón alto, y antes de que nadie pueda reaccionar por tan inesperada acción, puesto que todavía estamos en el trance de la música, se dirige al público y dice con una gran sonrisa: “… y los invito a hacer lo mismo” señalando los zapatos. Con esa sencillez y humildad regresa a su puesto y continúa tocando su violín sin perder el compás, pero esta vez ¡descalza!

Y así termina la gran noche, los asistentes aplaudiendo, brindando una ovación de pie a Elena y al maestro, quien recoge los zapatos de Elena y le ofrece su brazo para acompañarla a salir del escenario, descalza, haciendo reverencias al público.

SUS INICIOS

Elena Urioste nació en Hartford, Connecticut. Es hija única y su apellido vasco viene de parte de la familia mexicana de su padre; sin embargo, también tiene ascendencia italiana, rusa y húngara por parte de su mamá. “¡Así que juntos se produce una tremenda combinación, no éramos muy callados que digamos!”, expresa Elena (risas). Su pasión por este instrumento comenzó cuando vio al reconocido violinista Itzhak Perlman en el programa de Plaza Sésamo cuando apenas tenía dos años de edad y anunció a sus papás que ella quería hacer “eso”, apuntando al violín. Empezó a estudiar a los cinco años y con sólo trece años hizo su debut como solista con la orquesta filarmónica de Filadelfia.

Es egresada del Instituto de Música Curtis en Filadelfia, y de la Escuela Julliard de New York. Ganadora del concurso internacional de violín Sion y del primer lugar en las competencias Spinx, en Detroit. Elena expresa que ha sido un honor ser embajadora Latina de la música clásica con el apoyo de Spinx, no sólo en su papel como solista con algunas de las mejores orquestas alrededor de los Estados Unidos, sino también para introducir a la comunidad la música clásica, que de otra manera no hubieran podido tener la oportunidad de disfrutar.

SU VIOLÍN

¿Cómo obtuviste tu violín Gagliano, fabricado hace más de 300 años en Italia, y cómo afecta la marca de tu violín en tu interpretación?

Mi violín viene de una colección privada de la Sociedad de Stradivarius de Chicago, gracias al Dr. Charles King, quien decidió donar este instrumento tan valioso que le pertenecía a él, a un violinista joven y talentoso. Estoy súper orgullosa de poder tocarlo.

Tocar un instrumento es un proceso simbólico porque éste informa al músico que lo toca y viceversa. Mi violín Gagliano tiene un tono obscuro, rico, que ruega que lo acaricien para salir del instrumento; no es un violín que sea conocido por tener un tono particularmente luminoso o agudo. Por lo tanto, me inspira a buscar los sonidos y colores necesarios que hagan sobresalir sus mejores cualidades. Me empuja a demostrar con la mayor claridad el mensaje musical según la música que esté interpretando.

elena3

SU MÚSICA

¿Cuando piensas en música, siempre piensas en música de violín?  

No, claro que no, aunque el violín es mi primer amor y pasión, disfruto escuchando otros géneros musicales e instrumentos. Me gusta desde Nat King Cole hasta Stevie Wonder, pasando por Björk. Amo profundamente la música ¡sin importar el género, edad o instrumento! Además, siempre aprovecho la oportunidad de escuchar música que pueda inspirarme o ayudarme en mi propia interpretación en formas que nunca antes hubiera imaginado.

¿Por lo general tú escoges la música que vas a tocar en un concierto?

Si voy a ser la solista en una orquesta, por lo general envío una lista corta de los conciertos que me gustaría interpretar y la orquesta selecciona uno de esos, a menos que insistan en incluir alguno en especial, que por lo general lo hago, pues ¡no me gustaría rechazar una oportunidad!  De otra manera, si no me siento a gusto interpretando la pieza que me piden, o si no está dentro de mi repertorio, entonces tendría muy amablemente que rechazarla.

¿Prefieres la Música de Cámara?

Me gusta mucho tocar en Música de Cámara, porque generalmente tengo un poco más de control artístico en cuanto a la programación. Me fascina seleccionar un programa que transporte a la audiencia a un viaje específico, y mientras que ese tipo de concierto requiere mucha más fuerza, condición y tiempo de preparación, dicho proceso es lo más gratificante debido a la inversión depositada en él, ya sea en la interpretación o en el recorrido musical al cual te transporta.

¿Has producido algún CD con otros músicos?

Acabo de producir mi segundo álbum oficial, ECHOS, con mi gran amigo, el pianista Michael Brown donde toco la música Romance, de Amy Beach, la primera compositora y pianista mujer con éxito de los grandes certámenes de música en los Estados Unidos. ECHOS ya está disponible desde octubre 2016, en iTunes, eClassical.com así como en el sitio web de BIS Records, la compañía grabadora. Michael y yo escribimos el texto en la portada para describir por qué escogimos dicha música, el proceso de crear este álbum y nuestra amistad.

elena4

Has tocado con muchos directores de orquesta fabulosos, ¿Piensas que la misma canción se interpreta diferente con cada conductor?

¡Absolutamente! Es como si tuvieras unos cuantos chefs diferentes preparando la misma receta cada uno: los ingredientes básicos pueden ser los mismos, pero el proceso, el toque, la finura y delicadeza de cada conductor en particular puede traer como resultado desde un concierto ligeramente diferente hasta uno completamente irreconocible el uno del otro. Esa es la parte más divertida, y ocasionalmente la más temida, de trabajar con tantos músicos diferentes, no sólo conductores.

Platícanos de tu experiencia con la directora mexicana Alondra de la Parra.

Tuve la oportunidad de trabajar con Alondra de la Parra en 2009. Ella era la directora musical de la Orquesta Filarmónica de las Américas e hicimos el Concierto Barber de Violín. Pude apreciar que es una persona súper amable, atenta, compasiva, extremadamente inteligente y absolutamente electrizante en su desempeño en el podio. ¡Espero que definitivamente ese no sea el último concierto que hagamos juntas!

¿Has tocado en algún lugar en México?

Si, toqué en la Universidad de Guanajuato, México, con el conductor portugués-americano, Jacomo Bairos. Fue un concierto de última hora, pero la experiencia ¡fue inolvidable! La gente era cálida, alegre, te abre su corazón efusivamente, la orquesta excepcional y la comida ¡es súper deliciosa!

¿Piensas que la música clásica está dominada más por hombres que mujeres?

Una gran cosa sobre la música es que nos pone a todos al mismo nivel, así que no notas la diferencia entre si es hombre o mujer, o de qué nacionalidad es. La música transciende fronteras de todo tipo. He tocado y toco con muchísimos violinistas y músicos, tanto hombres como mujeres, y nunca he sentido una diferencia de uno más que a otro.

¿Cuál es la satisfacción más grande de tocar el violín?

Tocar el violín es tener un vehículo para expresarte, una forma de conectarte con la gente por todo el mundo sin tener que decir una palabra, es el regalo más grande que yo pudiera pedir. El tener los medios para explorar trabajos maestros de grandes clásicos de siglos pasados, es un gran privilegio, así como una responsabilidad inmensa.

elena5

¿Existe algo que nunca has tocado antes en violín, o que te haría mucha ilusión tocar?

Me encantaría explorar más el Concierto de Violín Britten; pienso que es una de las piezas musicales más encantadoras en todo o cualquier repertorio de violín. También me gustaría tocar más música de cámara, que todavía no he explorado completamente, entre ella el Trio Dvorak en F menor y el Quinteto de Piano de Elgar, ¡Me apasiona la música inglesa!

¿Qué le recomendarías a un adulto que quisiera tomar clases de violín?

Simplemente aviéntate y hazlo. Mis precauciones serían: no seas tan duro contigo mismo, porque el violín es probablemente el instrumento más difícil en el cual producir un sonido hermoso. Te tardas años para que un niño pase de la fase de todos esos chirridos desagradables, y me imaginaría que un adulto pueda encontrar tales sonidos irritantes ¡bajo su propia oreja!  Pero tu tono llegará, así como las otras piezas técnicas de un rompecabezas. También recomendaría mucho cuidar de tu cuerpo.

¿Nunca llegaste a conocer al violinista Itzhak Perlman desde que lo viste en Plaza Sésamo?

Sí, tuve la oportunidad de conocerlo, aunque de paso y muy brevemente. ¡Imagínate cuántas otras vidas él ha inspirado simplemente por ese episodio en la Plaza Sésamo!

CINE

¿Cómo se acercaron a ti para hacer tu primera película?

En 2008 había trabajado con el director, Ryan Carmichael, en un documental en el cual él hacía el perfil de mis rutinas diarias para demostrar la cantidad de trabajo y dedicación que conlleva estar listo para el escenario. Cinco años más tarde escribió un guión específicamente para mí y me parecía increíble. Aunque no me sentía muy preparada en eso, me animé y actué en mi primera película “But Not for Me”, que ya la pueden ver por Netflix Premier. ¡Fue divertido y diferente porque toco mi violín acompañada de música rap!

¿En qué se parece la actuación a la interpretación de tu música?

La experiencia en la actuación se parece muchísimo a tocar un instrumento: en lugar de usar el violín para expresar ciertos pensamientos o emociones, tuve que usar mi voz, mi cara y mi cuerpo. Al final, todo es acerca de tener una conversación con alguien más, y lo que tienes que hacer es escuchar y reaccionar de acuerdo a lo que te pide el guión o la pauta musical.

YOGA

¿Cómo te relajas de tus prácticas tan intensas de violín?

Practico el Yoga, ¡al punto de obsesión! desde hace siete años. Bikram yoga me ha hecho sentir más liberada, más en control conmigo misma, más centrada. Me gusta porque me ha ayudado mucho con problemas físicos relacionados con el violín, y sobre todo con mis nervios en el escenario, por medio de la técnica de respiración que aprendí en la clase. No puedo recomendar suficiente la práctica regular de yoga, tanto para músicos como para los no músicos en general. De hecho, un proyecto que he estado pensando durante siete años para incluir música de violín en el yoga, está a punto de convertirse en realidad. ¡Estén pendientes!

elena6

¿Qué te gustaría hacer en los próximos 5 años?  

Me gustaría empezar a tomar más control de mi carrera, la cual hasta este momento ha sido dictada y guiada casi enteramente por mis agentes y el trabajo que ellos buscan para mí. Me encantaría empezar algunos festivales, seminarios y otras iniciativas propias, no puedo decir mucho, puesto que hay muchas cosas y proyectos que apenas están procesándose en este momento, pero, ¡veamos en uno o dos años!

Por lo general estás parada tocando en el escenario ¿Puedes llevar zapatos de tacón alto?

Si, puedo, pero ¡no me gusta! Pero la incomodidad me hace estar más alerta y sensibiliza mis sentidos para enfocarme en la interpretación. Dicho esto, esta noche me has visto hacer algo que nunca he hecho en una presentación: me quité mis tacones en la mitad del concierto en el escenario ¡frente a un auditorio de 2,500 personas! (risas).  Me sentía muy incómoda, pero ¿sabes qué?, tocando el violín descalza durante esos minutos me hizo sentir más cerca de mis raíces y conectarme no sólo al piso físicamente, sino a la música en sí. ¡Pienso que he descubierto algo por considerar en un futuro! (risas).

————————————————————————————————————————

Pocas veces vemos a una mujer hispana sobresaliendo como violinista en la música clásica como Elena lo ha hecho, virtuosamente, a través de su trabajo, disciplina y dedicación y con un gran entusiasmo; es una estrella que vamos a ver brillar durante mucho tiempo más.

Sigue los próximos conciertos y proyectos de Elena en

Notas Musicales de Elena

Nunca he… improvisado en un concierto; es una habilidad que tendría que trabajar mucho para cultivarla.
No escribo… música para violin; afortunadamente no, gracias, ¡no creo que es para mí!
Estrellita es … una de mis piezas absolutamente favoritas del compositor mexicano Manuel M. Ponce. Se me vienen las lágrimas ¡sólo de pensar en esa canción!
Promedio de conciertos por año… en temporada alta de 60 a 65 conciertos oficiales, más otras presentaciones de difusión.
Mis clases de piano… fueron bastante desastrosas ¡Pobre de mi maestro!
No colecciono … ningún objeto musical.
Soy terrible para … ¡cocinar!
No discrimino … ah, ¡definitivamente que no discrimino con la comida!
Mi sueño sería… sentarme algún día en una sección para la novena Sinfonía de Mahler. Para mí, no existe música más poderosa que esa.
Mi “crush” musical es… ¡tengo muchos!  Fritz Kreisler, Josef Hassid, the Guarneri String Quartet, Claude Frank, Ella Fitzgerald, Thom Yorke de Radiohead, ¡sólo para empezar!”
Mucha gente no sabe que … estoy ridículamente obsesionada con los perritos Corgi. ¡Esas orejitas grandes y sus patitas cortas y regordetas, me vuelven loca! “

Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *